Celebrará ahora la Liturgia Celestial


El pasado jueves 20 octubre del 2022 se ofició la Divina Liturgia y Funeral por el descanso del siervo de Dios difunto nuevo presentado Presbítero Nicolás Barrionuevo. El Padre Nicolás tenía 33 años, y durmió en el Señor en la noche del lunes. Nació en la provincia de Tucumán, y creció en Salta ayudando a su padre, el también Presbítero Adolfo Barrionuevo, en su parroquia ortodoxa en esta provincia. Allí terminó la Licenciatura y maestría en Recursos Humanos, mientras en la parroquia trabajaba mucho con los niños y jóvenes cimentando en ellos los fundamentos de la Fe Ortodoxa. Estudió 5 años en el Instituto San Juan Damasceno de Teología Ortodoxa de la Universidad de Balamand en el Líbano. Allí conoció a Maya con quien se casó en el 2021 en Buenos Aires. En septiembre de ese año fue ordenado sacerdote por S. E. R. Santiago Metropolita de Buenos Aires y Argentina del Patriarcado Antioqueno, sirviendo en la Catedral San Jorge de Buenos Aires.

El Padre Nicolás participó de varias celebraciones en nuestros templos de la Iglesia Ortodoxa Serbia, cantando con su voz fuerte y maravillosa. Sí, el Padre tenía un registro de voz fuerte, y su estatura grande, pero en su corazón él era como un niño, y su humildad era ejemplar.

Fue sacerdote en la Iglesia Terrenal sólo un año, pero todo lo que hizo en ese tiempo y antes por su amado Cristo, hizo que en su funeral estuvieran rezando por él 4 Obispos, 11 sacerdotes, 1 diácono y el templo lleno de fieles.

Tenía mucha energía para dar a la Iglesia Terrenal. Pero estamos seguros de que si el Todopoderoso Dios así lo dispuso con su siervo, es porque Él hará que toda esa energía el Padre Nicolás la seguirá dando a la Iglesia Terrenal desde la Iglesia Celestial junto con todos los Justos. El Metropolita Santiago dijo sabiamente: “en el cuerpo hemos perdido al Padre Nicolás, pero en el alma hemos ganado a un sacerdote en el Cielo quien nos ayudará desde allí, y su ayuda va a ser mayor”. Así será como dijo Su Eminencia, porque en la Iglesia Celestial todo se renueva y se perfecciona, y tenemos la esperanza y la seguridad de que el Padre Nicolás, renovado y perfeccionado como sacerdote de la Iglesia Celestial, continuará ayudando aún más y mejor a la misión ortodoxa en la Iglesia Terrenal.

Oramos por su esposa, su padre, su madre y hermanos, que el Señor les conceda el consuelo en Él.

¡Memoria Eterna!

Presbítero Esteban Jovanovich

Featured Posts
Recent Posts
Archive